Muebles como nuevos, con pintura a la tiza

Si hiciéramos uso del anglicismo, que es una costumbre muy de moda, diríamos que hemos utilizado "Chalk Paint", incluso, habrá quien conozca la técnica por este nombre, y no le suene de nada, pintura a la tiza. El concepto viene de Chalk que significa tiza y Paint que es pintura, un producto que deja un acabado mate en la superficie pintada, y que nos permite combinando con otros colores, imitar un efecto desgastado, muy utilizado en un estilo de decoración llamado Sabby chic.



Paredes en 3D

El concepto, a priori, parece familiar. Todos hemos oído hablar del 3D en el cine, o en la televisión. Siendo muy escueto se diría, que es como estar dentro de la pantalla, o como si los personajes de la pantalla andaran por el salón de casa.
Aunque todo este mundo está muy avanzado, estoy seguro que  conseguirán que aún sea más real, hasta el punto de confundir la ficción con la realidad.


Sin embargo, el 3D en pintura, no tiene nada que ver, con confundir la realidad, con la ficción. Esta nueva técnica, es muy real. De echo, aunque aquí en Huelva, empieza a llegar ahora, en otras latitudes, está muy de actualidad.

¿ Ya está todo escrito ?

Como le gusta a algunos esa frase, que se utiliza para cualquier mundillo, versátil como ella sola, que viene a decir que no te esfuerces por hacer nada nuevo, porque en este tema " Ya está todo escrito ".

Una sentencia, absurda y desagradable, como ella sola, sobre todo para aquellos que vivimos con un cuaderno debajo del brazo, al que siempre le queda una hoja en blanco. Y cuando escribimos en ella, convencidos de que como esta, ya no va a haber otra, pasamos y nos encontramos otra hoja, blanca e impecable, esperando a ser escrita.



Todas las historias, empiezan en una pared en blanco

Todas las historias, empiezan en una pared en blanco. Que diría un pintor, por supuesto. Cada una termina de una forma distinta, pero todas empiezan en una imagen como esta, que resulta tan insípida y falta de interés, que nunca se me había ocurrido ponerla como cabecera de una entrada.


Una historia de Piratas

En realidad, todos los murales, todos los trabajos, tienen una historia. De como llegamos a ellos, de cuales fueron las razones que nos animaron a hacerlo así y no de otra forma....
Pero en este caso, el mural lleva una historia implícita, que se aprecia, nada más entrar en la habitación, y que seguro que va a inspirar muchas otras a lo largo de su vida.



Una habitación para dos

Conseguir que dos hermanos compartan habitación, suele ser fácil, es más, en mi opinión, y hasta cierta edad, es lo ideal, y seguro que muchos de los que están leyendo esta entrada, compartieron habitación con su hermano, y ahora con el tiempo, les trae bonitos recuerdos.


Sin embargo, pintar una habitación, al gusto de los dos, ya no es algo tan sencillo.

La importancia de lo efímero.

Las efímeras son insectos, que se refugian en el rincón que forma la pared y el techo, haciendo de su vida, la ironía, de desperdiciar su único día de existencia, contemplando absolutamente nada. Yo me las encuentro mucho, cuando estoy recortando, y siempre me he preguntado cual será la importancia en la naturaleza, de un animal que vive solo 24 horas.


Geometría y color: "El equilibrio de la anarquía"

"El universo no puede ser leído hasta que no hayamos entendido el lenguaje en el que está escrito. Está escrito con matemáticas, y las letras son triángulos, círculos y otras figuras geométricas, sin las cuales es humanamente imposible comprender una sola palabra"

Galileo Galilei.

Un salón gris, que juega a ser lila

Pintor en Huelva
El protagonismo que ha tomado el gris, en pintura, en los últimos años, es indiscutible. Sus cualidades, también lo son. Es un color neutro, que nos facilita mucho sumar colores, en el resto de complementos, porque casi cualquier color le va a quedar bien.

Por otra parte, es el color perfecto para aquellos, que querrían pintar la casa en blanco, pero, les gusta que tenga un puntito de color. Pues bueno, el gris, puede ser un blanco, que sin embargo, destaque con el blanco del techo, como una pared de color.

Es posible, que en esto último, me haya enredado un poco, pero a la hora de pintar, no todo es lo que parece, y hay que distinguir muy bien, entre lo que es, y lo que se ve. Sencillamente, porque entre uno y otro, la mayoría de las veces, hay un mundo.

No obstante, pintar toda una estancia de gris, puede ser muy relajante, pero, si me lo permiten, también un poquito aburrido.

No quiere esto decir que, no debamos pintar con colores neutros, que aporten ese rollo zen al hogar, pero si que sería bueno, ponerle algún detalle de fiesta, y sobre todo cuando queda tan bien, como este ejemplo que traemos hoy.

Los cuatro puntos cardinales, para las habitaciones originales.

La palabra original, es una de tantas, que, lo reconozco, utilizo con demasiada soltura en este blog.
Las razones pueden ser varias. Por una parte, yo soy pintor, y mis recursos lingüísticos, son limitados, y por otra parte, cada trabajo que hago, para mi es nuevo, único y ocupa un lugar exclusivo en esta galería de proyectos, conclusos, así, que hasta que no encuentre otra palabra que defina mejor esto, voy a seguir explotando a nuestra "original", aunque prometo hacerlo con el mayor gusto posible.



Regalar un mural, es una buena idea.

Llevo diciéndolo mucho tiempo, pero hasta ahora, nadie se había atrevido a dar el paso. Regalar un mural, o una habitación de las que hacemos, es una idea original, que se puede adaptar a lo que uno se quiera gastar,  (pues se pueden hacer trabajos desde poquito, hasta todo lo que se les ocurra hacer), que seguro, seguro, que le va a gustar al agraciado, pues lo vamos a hacer a su gusto y medida, y sobre todo, que va a durarle al pequeño, mucho más de lo que le va a durar cualquier otro regalo de los que le hagan al nacer. O si no, podemos comparar, con la cuna, la sillita, el cambiador....todos estarán en el cuartillo de los trastos, mientras nuestro mural, sigue decorando, los momentos más mágicos, de la infancia de nuestro sobrino, nieto.... o como en el caso que nos ocupa, hija, de una buena amiga.